Ellos siempre tuvieron mucho medio de quedarse solos, no sabían que es lo que podría pasar porque tenían una conexión que era única, una conexión que no podían explicar y de la cual querían olvidarse. No pudieron por mas que lo intentaron, por mas que hicieron todo lo posible, ellos no podían dejar atrás esa conexión, no podían dejar se sentir curiosidad de saborear sus cuerpos. Por ese motivo es que una tarde no lo aguantaron más y terminaron dejándose llevar, se sacaron toda la ropa, el moreno se subió arriba del negro y comenzaron a besarse, a acariciarse. Se dieron cuenta de lo mucho que les gustaba hacerlo porque no podían parar, saborear sus vergas hasta tenerla bien durita para romperse el culito y es que la querían tener bien adentro.

ÚLTIMOS VIDEOS XXX GAYS