El fue a hacerse un masaje, quería relajarse porque había tenido mucho trabajo esa semana. Lo que nunca se imagino es que el hombre que le daría el masaje le iba a gustar tanto, solo podía pensar en convencerlo de follar, de tener sexo bien duro y salvaje. Pero al principio se ve que este desconocido no quería nada de eso, empezó a hacerle masajes a su cliente nada mas como correspondía. Pero minutos después, luego de sentir su piel no pudo evitarlo y se dejo llevar por el joven. El rubio le chupo la verga, después cambiaron y el masajista le chupo el culo al joven para poder dejarlo bien húmedo y que pueda rompérselo. Se la metió hasta el fondo, el masaje termino siendo mucho mas placentero de lo que pensaba.

ÚLTIMOS VIDEOS XXX GAYS